Polémica con la difusión de vídeos de los tests

La FOM otorgó permiso a los equipos y pilotos para publicar piezas audiovisuales cortas en redes sociales, pero esta medida ha causado confusión dentro de los medios y los aficionados.
Por Sofía Tera
©Sutton

Los tests de pretemporada de 2017 han traído con ellos una novedad sobre contenidos audiovisuales. La FOM otorgó permiso para difundir vídeos cortos de la actividad en pista a través de las redes sociales, lo cual estaba completamente prohibido hasta la fecha. Este anuncio causó una gran reacción y los aficionados comenzaron a compartir sus grabaciones.

Parece que a la FOM no le ha gustado este comportamiento y se ha visto obligada a concretar que los permisos para la publicación de estos contenidos son exclusivos para pilotos y equipos. Por lo tanto, ni aficionados ni periodistas pueden difundir estas piezas audiovisuales.

A pesar de que las restricciones siguen siendo grandes y todavía hay muchas áreas por investigar, este podría considerarse un primer paso hacia un mayor aperturismo de la Fórmula 1.

Publicidad