Regreso al pasado con el límite presupuestario

Sin apenas hacer ruido Liberty ha soltado una de sus propuestas para mejorar la actual, una propuesta que ya fracasó en el pasado.
Por Sergio Martínez
©Sutton

Una vez más vuelve a salir rumores de ideas muy ingeniosas para salvar la sostenibilidad de la Formula 1. Y como no podía ser de otra forma, se trata de una medida nada original y que ya cuenta con varios fracasos, como es el límite presupuestario.

El hecho de que sea una medida que se haya filtrado vía prensa sin ningún tipo de oficialidad puede indicar que no se trata más que un sondeo de la propia Liberty Media para observar las reacciones a la medida y a partir de ahí tomar una decisión. O simplemente se trata de una idea soltada por un directivo realmente poco conocedor de cómo funciona la Formula 1 en concreto.

En el pasado reciente, Max Mosley ha sido el máximo precursor de todo tipo de ideas sobre presupuestos mínimos o máximos. Con él llegaron los equipos “Low Cost” a la Formula 1 con la promesa de poder hacer la temporada completa con una cifra de 50 millones de euros. Pocos años antes había prometido un límite presupuestario de 45 millones, que obviamente jamás se llegó a cumplir. Más tarde se fue aumentando la cantidad de ese supuesto techo económico hasta llegar a un acuerdo no escrito de unos 100 millones de euros por temporada que solo sirvió para que los equipos más pudientes se acusaran entre ellos mismos de haberse saltado el límite.

Y es que realmente un límite presupuestario cuando no hay manera lógica ni real de controlar los gastos, con incontables departamentos realizando muy diferentes actividades, simplemente carece de sentido. Este límite ha funcionado en diferentes deportes cuando la organización puede tener un control real de la situación, como ocurre con el límite salarial de la NBA o con las nuevas normas de “Fair Play” financiero que se aplica en los equipos de fútbol europeos.

En Formula 1 simplemente no es posible. No se puede controlar los presupuestos y no se puede instaurar un límite salarial cuando a unos empleados le puede estar pagando una empresa del grupo dedicada a la investigación y desarrollo o la destinada al Marketing.

Una medida ya fracasada que vuelve a salir como futurible. Si estas son las ideas frescas que prometía traer Liberty Media, no apostaría a que la Formula 1 va a ir mejor en un futuro cercano.

comment-wrapper.tpl.php

Publicidad